Dueño de Little French no respeta ninguna ley - HonduNews

Dueño de Little French no respeta ninguna ley

Nacionales .
Publicidad

El propietario del centro turístico Little French Key, Kave Kahijani, que funciona en Roatán, Islas de la Bahía, no respeta ninguna ley pero vamos a poner orden.
Así lo advirtió el alcalde de Roatán, Jerry Hinds, tras rechazar que encabeza una confabulación para perjudicar al empresario.
Reconoció que a la isla han llegado inversionistas muy buenos pero también muy malos.
Precisamente, uno de los malos es el dueño de Little French, pues se vino huyendo de los Estados Unidos y se escondió en ese sector insular, reveló.
“Nosotros no sabíamos eso, le abrimos las puertas. Pero si Estados Unidos no lo pudo controlar allá, imagínense nosotros los hondureños”, afirmó.
“El ha estado por encima de la ley, no paga impuestos, hace lo que quiere, entra y sale del país cuando lo desea sin dar cuentas a nadie”, puntualizó.
El tiene más de 6,000 metros de construcción y tiene permiso para 900 metros, dijo Hinds, tras expresar que sus acciones como alcalde tienen el respaldo de las cámaras de comercio y de turismo, así como de las autoridades civiles y militares de la zona.
“El empresario alega que yo no le quiero extender el permiso de operación, pero yo no puedo hacer eso de forma ilegal”, dijo.
“Yo traté de llamarlo al orden, pero él no hace caso a nadie”, comentó el edil en un foro televisivo.
El alcalde anterior envió unos auditores a French Key para que hicieran unos inventarios pero el dueño les echó los perros y no lograron hacer su trabajo, afirmó.
Reconoció que Roatán tiene muchos problemas y yo no tengo miedo de hablar ellos.
“He tomado una alcaldía con problemas enormes, pero no me quejo y más bien trato de poner orden”, dijo.
Pero como voy a poner orden cuando hay un señor que cuando le llamo la atención, me dice “yo me arreglo en Tegucigalpa, pues no ocupo permiso para construir edificios ni para nada”, afirmó Hinds.
El puede traer animales de cualquier país del mundo, los trae de México, Nicaragua, La Mosquitia, tras señalar que “traficar con animales no es diferente a traficar con drogas”.